Medida única de fuerza 

La tecnología Controlock® es una medida de fuerza única que establece
la fuerza de retención de un imán en uso con una certeza del 100%.
Ésta es la razón por la cual los puntos de anclaje Controlock pueden
ser certificados.

Los puntos de anclaje McNetiq Controlock® pueden medir la capacidad exacta de carga del anclaje del imán, en la ubicación del ancla, antes de iniciar el proceso.

Los puntos de anclaje McNetiq Controlock® pueden medir la capacidad exacta de carga del imán, en la ubicación del ancla, antes de iniciar el proceso. Esto aplica a ambas fuerzas implicadas: la fuerza de tracción perpendicular y a la fuerza de corte. Cabe anotar, que un dispositivo de medición incorporado y un dispositivo de registro establecen la capacidad de carga. 

Asimismo, los anclajes magnéticos regulares se diseñan con base a un valor estándar (la máxima carga), no obstante, dicho valor no siempre se logra debido a una superficie desigual. Corrosión, ensuciamiento y las capas de pintura, causan algunos espacios de aire. Lo anterior, influencia de una forma negativa el funcionamiento de los imanes, de la misma manera que el espesor variable del material. 

Imanes permanentes de seguridad 

Con respecto a la seguridad, McNetiq solo usa imanes permanentes para los puntos de anclaje. Para funcionar correctamente, los electroimanes dependen siempre de una fuente de alimentación externa. Si esta fuente de alimentación falla, si se produce un fallo en la conexión, podrían producirse consecuencias catastróficas.

Hecho a tu medida

McNetiq provee imanes hechos a la medida de tus necesidades. Es decir, el producto o bien el fondo del anclaje del imán que toca el objeto se adapta a los perfiles de la pared. De esta manera podemos trabajar en el interior de una pared de tanque con suelas magnéticas convexas y en el exterior con suelas cóncavas. McNetiq también copia todas las crestas y perfiles de la pared en las suelas.